unicred

Otro 8M, para reflexionar

Columna de Opinión.

Otro 8M nos permite reflexionar y marcar posición sobre la situación del colectivo de mujeres y disidencias, en un contexto político, social y económico en que el autoritarismo patriarcal del gobierno pretende recortar diferentes conquistas que formaron parte, no solo del colectivo de mujeres y disidencias sino del amplio acompañamiento de la sociedad.

La destrucción del salario real, afecta siempre en mayor medida a las mujeres, hay tanto una feminización de la precariedad como una feminización de los despidos. La discusión sobre la eliminación de la perspectiva de género y del lenguaje inclusivo, busca desconocer y perseguir a quienes se logran reconocer de diferentes maneras a partir de la palabra.

Repudiamos cualquier avance sobre todos los proyectos de ley que pretenden hacer retroceder en los derechos sexuales y (no)reproductivos: Sí al derecho al aborto, legal, seguro y gratuito, porque es Ley, y no un asesinato agravado por el vínculo.

Es necesario poder detener los discursos violentos y machistas que desde los poderes más importantes del país reafirman inequidades por género y que lo hacen criminalizando la huelga y la protesta social.

Nos comprometemos como educadores a seguir desde el ámbito educativo las políticas inclusivas como la Educación Sexual Integral, que buscan tensionar y discutir los discursos hegemónicos que hoy vuelven a segregar y perseguir avances que fueron una lucha de muchos años del colectivo feminista y de las diferentes disidencias.

Por esta razón nos seguimos preguntando, de qué manera impactan estos discursos en nuestras vidas diarias y de qué forma podemos colaborar en construir prácticas más igualitarias en nuestra comunidad, en nuestra escuela y en nuestra familia. Esta puede ser una de las formas posibles que nos acerque a la construcción de una sociedad más justa e igualitaria.