La Obrera profundiza campaña para reducir el consumo de sal

(Ansol).- «Tenemos la posibilidad de informar y capacitar a los consumidores sobre las virtudes de determinados alimentos y su importancia en la nutrición humana. En el Programa de Alimentación y Saludes, les acercamos un abanico de alimentos funcionales que son de consumo masivo», dijo a esta agencia el coordinador de la gerencia de Cultura y Acción Comunitaria de esa empresa, Brian Chaz.

La Cooperativa Obrera -con un millón y medio de asociados y 108 sucursales- desarrolla alimentos funcionales desde hace 15 años: en 2001 presentó el pan incorporado con omega 3, 6, 9 y luego incorporó fitoesteroles al mismo precio que el común.

«Gracias a esto podemos distribuir en las mesas de nuestros asociados alimentos funcionales-saludables que permitan mejorar su calidad alimentaria. Por ende su calidad de vida», agregó Chaz en alusión a la firma de un convenio con la Universidad del Centro de la Provincia de Buenos Aires (Unicen) en abril pasado.

Actualmente, 579 productos de consumo masivo se encuentran en proceso de reducción progresiva de sal, según lo acordado con grandes y pequeñas empresas alimentarias afiliadas a 37 cámaras industriales de todo el país, dentro del Convenio Marco de Reducción Voluntaria y Progresiva del Contenido de Sodio.

«Desde el Estado trabajamos para promover la accesibilidad a los tratamientos, fortaleciendo la prevención y la promoción y también capacitando a los profesionales de la salud en general y del primer nivel de atención en particular», afirmó del secretario de Promoción y Programas Sanitarios, Federico Kaski, en un encuentro intersectorial para compartir los logros obtenidos por medio del trabajo articulado entre el Estado y los actores de la industria alimentaria.

Hipertensión en Argentina

La hipertensión arterial representa la principal causa de muerte en el país, siendo responsable de 40 mil muertes anuales. El consumo excesivo de sal es su principal factor de riesgo.