Estudiantes de Universidad Nacional de Tucumán logran la eliminación del arancel

«Recién en el 2012, cuando ganamos el centro pudimos imponer para 2013 un proyecto para eximir el pago de forma voluntaria. Para eso, tuvimos que pasar varias asambleas con los estudiantes, reuniones y audiencias con el Decano, cortes de calle y llamadas a los medios para que tengan en cuenta nuestra medida y nos convoquen para discutir», explicó Melina Quintana, actual presidenta del Centro de Estudiantes de la Facultad de Medicina. Aún cuando no era lo ideal, la firma de un acta acuerdo había permitido desde 2013, que los estudiantes fueran eximidos de pagar el arancel. Presentación de nota mediante, pasaba a ser «voluntario y solidario» –como se atribuía, y no obligatorio como resultaba ser en la práctica desde 1996. Este escenario cambió al haber un cambio de gestión, lo que implicó que el estudiantado tenga que volver a defender su postura. A la hora de la inscripción de las carreras en este nuevo inicio de cursada en 2015, los estudiantes de Medicina, Enfermería y Kinesiología se encontraron nuevamente en la obligación de abonar una paga por año de $400, o el impedimento de poder cursar. A pesar de que la enseñanza en las universidades públicas es gratuita y representa la equidad de la enseñanza de grado, sin la obligación de los estudiantes de pagar contribuciones por tales estudios, esto no sucedía en la UNT.

En la sesión histórica del martes 17 de marzo pasado, la mayoría de los docentes y no docentes estaban en contra del pedido estudiantil, pero al estar éste fundamentado en el estatuto de la Universidad, así como en la misma Constitución Nacional, «ninguno intentó siquiera abstenerse», mencionó Quintana. «Todos votaron a favor, previa discusión que duró unos veinte minutos, pero lo que se logró ahora fue la quita definitiva del pago obligatorio en la Facultad de Medicina», culminó.

«El Consejo Directivo decidió suspender la obligatoriedad del bono, otorgando a las y los estudiantes la posibilidad de decidir sobre donde van sus fondos de contribución. Ante la avanzada de los sectores que quieren una Universidad de pocos y para pocos, nuestras conquistas, nuestros derechos no van a ser privatizados. Felicitamos la participación las chicas y chicos de Medicina, acompañamos en su lucha para construir una Universidad popular, inclusiva y democrática», dice el comunicado emitido después de la sesión.

*Movimiento de Participación Estudiantil (MPE)»