unicred

Eryx, una forma distinta de trabajar en desarrollo de software

La cooperativa Eryx se dedica al desarrollo de software hace más de 10 años. Fue conformada por estudiantes de la UBA y hoy tienen sus propias oficinas.

12 de junio de 2023, CABA (Ansol) – Eryx es una cooperativa dedicada al desarrollo de software de alta complejidad. Actualmente, cuentan con más de 30 socios y hace más de diez años que crecen en el rubro y desarrollan esta tarea con varios clientes.

El proyecto Eryx comenzó a funcionar en el año 2011 como idea de dos estudiantes de Ciencias de la Computación de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad de Buenos Aires: “Como muchas empresas de este estilo, comenzó primordialmente con pequeños clientes generados a través de conocidos. Con el correr del tiempo, los proyectos comenzaron a crecer y estabilizarse y se empezaron a sumar miembros que ya no eran amigos cercanos”, relató a ANSOL Delfina Valdés, que es parte del área de comunicación de la cooperativa.

El camino de crecimiento continuó y en 2015 lograron una buena competitividad en el mercado, lo que llevó a que muchos colaboradores esporádicos se sumen de manera full time. Fue en el año 2016 cuando se inscribieron formalmente como cooperativa. Según Delfina, la decisión fue “después de explorar y entender que este es el tipo de sociedad que mejor se adapta a nuestra forma de trabajar y pensar las relaciones humanas de la organización”.

desarrollo de software

En ese sentido, continuó: “Antes de ser una cooperativa, ya nos manejábamos de esa manera: sin jerarquías impuestas, con total transparencia de la información y dándole muchísima importancia a la voz y voto de cada uno de los socios. Creíamos que la forma legal a adoptar debía velar por estos mismos valores y eso fue lo que encontramos en el cooperativismo”.

“Hoy en día tenemos un taller que brindamos tanto a escuelas como universidades donde difundimos este tipo de organización ya que creemos que es una forma superadora a la hora de consolidarse legalmente en el ámbito laboral y nos parece muy importante darla a conocer”, agregó.

Además, la socia de la cooperativa aseguró que trabajan de manera cercana con el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES), con un contacto constante ya sea por proyectos o por el Taller de Introducción al Cooperativismo que brinda Eryx.

“Este año nos acompañaron sponsoreando uno de los proyectos del área de I+D, llamado Papatrónica, que desarrollamos en conjunto con la Universidad De Mar del Plata. A través de este trabajo, confeccionamos un dispositivo electrónico que sirve para la detección de golpes en tubérculos durante el proceso productivo, con el objetivo de aumentar el tiempo de almacenamiento y disminuir las pérdidas por pudrición”, resaltó.

Ser cooperativistas en el mundo del desarrollo de software

En cuanto a sus tareas, Eryx cuenta con dos unidades de negocio. Por un lado, la de desarrollo de software a medida, con equipos multidisciplinarios que brindan soluciones integrales a los clientes en varios aspectos: “Desde el diseño UX hasta la salida a producción, pasando por la infraestructura, cubrimos todo el espectro del desarrollo de un producto tecnológico”, describió Delfina Valdés.

Por otro lado, la unidad de Ciencia de Datos e Investigación Operativa, que busca impulsar la organización a través de la toma de decisiones basadas en evidencias. En ese sentido, la socia amplió: “Nuestro equipo tiene investigadores formados en las mejores universidades del país, especializados en computer vision, criptografía y optimización. Además, contamos con un espacio de I+D que impulsa proyectos menos convencionales, buscando un mayor impacto social”.

Eryx, una forma distinta de trabajar en desarrollo de software

Según explicó la socia de la cooperativa, es un desafío ser cooperativa en el sector del desarrollo de software: “Es normal que en ocasiones la industria demande crecimiento en «recursos» en muy poco tiempo y una cooperativa tiene procesos más largos para crecer que una empresa tradicional, lo que hace que cueste hacer frente a ese tipo de pedidos”.

Sin embargo, señaló que para contrarrestar eso, arman equipos intercooperativos dentro de la Federacion Argentina de Cooperativas de Trabajo (FACTTIC). Además, hay varias ventajas: “Los miembros de los equipos son socios de Eryx, por lo cual van a tener un interés real de que al proyecto en el que se involucran le vaya bien y no cumplir un horario y programar por programar. Además, al ser una cooperativa, el nivel de rotación es muchísimo más bajo”, concluyó.