El Quetzal, un nuevo centro cultural clausurado

(Ansol).- El 12 de abril, cinco inspectores de la Agencia Gubernamental de Control se presentaron a las 2 de la mañana en el centro cultural gestionado por la cooperativa de trabajo El Quetzal, ubicado en el barrio porteño de Palermo, y, pese a no constatar ninguna contravención sufrieron la clausura de su local.

“Desde El Quetzal denunciamos un procedimiento bizarro y absurdo por parte de los inspectores ya que desconocían la mencionada ley en su totalidad, incluso nos solicitaron una copia para poder leerla”, señalaron en un comunicado oficial desde el espacio.

Cabe destacar que en los últimos dos años hubo casi 100 clausuras a centros culturales, que desde el 2016 estos espacios están señalando la necesidad de una tarifa diferencia en los servicios públicos debido al gran impacto que han sufrido con los tarifazos, y que el gobierno de la Ciudad destinó más del 70 por ciento del presupuesto  de cultura al Teatro Colón, la Usina del Arte y el Centro Cultural Recoleta, en desmedro de los programas de cultura en barrios.

“Las políticas de vaciamiento cultural que lleva adelante este gobierno se intensifican cada vez más. El año pasado se aprobó el presupuesto de la Ciudad de Buenos Aires con recortes a todos los institutos de promoción a los espacios de arte Independiente y con incrementos más que cuantiosos a los espacios culturales de la ciudad continuando con la desprotección y desvalorización de la actividad”, concluyeron desde El Quetzal.