Día del periodista: trabajadores autogestionados de prensa repasaron conquistas y deudas

(Ansol).- «Se cumple un nuevo aniversario del Día del Periodista y en los últimos años viene ocurriendo una resignificación. Desde el comienzo de la historia, la prensa ha tenido por finalidad difundir ideas. Es el caso de la Gazeta de Buenos Ayres de Mariano Moreno que surgió para difundir las ideas revolucionarias al calor de la Revolución de Mayo. El periodismo siempre ha tenido esa impronta», reflexionó el presidente de Diarios y Periódicos Argentinos (Dypra), Jorge Conalbi, al ser consultado por esta agencia por la celebración que se conmemora cada 7 de junio.

En la misma línea aseguró que con «las presiones de los sectores económicos que se fueron apoderando de los medios de comunicación» se «empezó a hablar de periodismo independiente».

Por su parte, el director de Radio Ahijuna (FM 94.7), Martín Iglesias, quien también es parte de panorama radial Desde Acá, destacó la experiencia de la comunicación propia que representan los medios alternativos y aseguró que desde la emisora comunitaria que gestiona por una cooperativa de periodistas, comunicadores, docentes, músicos y trabajadores del sur del conurbano bonaerense, se consideran «facilitadores» de que «los sectores más postergados tengan la posibilidad de ejercer su propia comunicación».

Consultado por el mapa mediático, Iglesias aseguró que «estamos en un momento complicado en términos de lo que nosotros entendemos como manipulación de la información. Sin embargo se ha transparentado bastante a partir de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual».

En coincidencia, Conalbi destacó el rol del Estado «como mediador» y resaltó que la «Ley de Medios ha sido la conquista más importante de este ciclo».

El Día del Periodista fue establecido en 1938 por el Primer Congreso Nacional de Periodistas celebrado en Córdoba, en recuerdo de la Gazeta de Buenos Ayres, fundada el 7 de junio de 1810 por Moreno.

Deudas en el periodismo

Sobre la Ley de Medios, el presidente de Dypra apuntó que todavía falta que se efectivice.

«Hay deudas pendientes en cuanto a la instrumentación, todavía hay una cantidad de medios autogestionados que están pugnando por las licencias que de acuerdo con la propia ley ya deberían estar», concluyó.

En el análisis sobre las falencias en el trabajo del periodista en el marco de su día, Laura Yanella, una de las referentes de Red Colmena, señaló que ese espacio aporta a la profesión.

«Estamos aportando mucho y somos el sector (el solidario) que puede ayudar a que el público consumidor pueda aprender a discernir cuándo se está informando, cuándo se quiere tergiversar y cuándo hay prácticas que nada tienen que ver con la comunicación», indicó.

Por su parte, Sandra Chaher, fundadora de Periodistas de Argentina en Red/Por un periodismo no sexista (Red PAR), caviló sobre las dificultades que atraviesan los trabajadores de prensa.

«La tarea que realizamos como periodistas no está valorizada sobre todo en términos económicos. Tenemos que tener la posibilidad de capacitarnos, de preparar las notas que estamos haciendo y para todo eso se necesitan recursos pero, en general, quien hace periodismo tiene que tener varios trabajos para poder subsistir y esto va en contra de hacer un periodismo de calidad», expuso.

Género

A tres días de las concentraciones en más de 80 ciudades argentinas con la consigna Ni Una Menos, Chaher, quien también preside la Asociación Civil Comunicación para la Igualdad, reflexionó sobre la desigualdad en el rubro periodístico.

«Por un lado -continuó-, hay una desigualdad enorme cuantitativa porque somos un 30 por ciento del staff periodístico pero cuando ves la cantidad de personas egresan de las carreras de Comunicación podes ver que hay paridad entre hombres y mujeres o que, incluso, hay más egresadas; y por otro, el tema son los cargos jerárquicos porque cuando observás quienes tienen acciones en los medios, las mujeres no pasamos de un 15 o 20 por ciento».

También resaltó la precariedad laboral de las trabajadoras de prensa en los medios: «Tenemos mucha más trabajo pero como colaboradoras, en cambio los varones, generalmente, tienen una relación laboral en blanco, continúo, de ocho horas».

Y a modo de conclusión, dejó sentado que «cuando se presenta la violencia laboral tiene que ver con un sustrato de desigualdad con muchas aristas».