Hoy se presenta el Polo Ambiental de Bernal, un proyecto donde confluyeron el INAES, la municipalidad, una empresa privada, una mutual y el sindicato del personal de la ecología y el saneamiento ambiental para proyectar el tratamiento y la reutilización de residuos. “Hay entre 700.000 y un millón de puestos de trabajo a proyectar en esta industria”, afirman. 

4 de septiembre de 2021, CABA (Ansol).- Hoy se lanzará en Quilmes el primer Consorcio Productivo de la Economía Circular de la Argentina.

El proyecto es impulsado por la unión de distintos actores: la Municipalidad de Quilmes, el Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES) desde la planificación, la empresa argentina Ambiental Recycling Group S.A. como proveedores las herramientas para la etapa de comercialización de la materia recuperada, y los trabajadores de la Asociación Mutual 20 de Julio como mano de obra.

Además, cuenta con el aval y la participación del Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES) y la Municipalidad de Quilmes, y el asesoramiento integral del Sindicato de Empleados, Obreros, Técnicos y Profesionales de Ecología y Saneamiento Ambiental de la Argentina (ASEOTPESARA). 

“Estamos ante la cuarta Revolución Industrial que es la de la economía circular. Un laburante procesa dos toneladas mensuales y la Argentina produce 45.000 toneladas diarias. En la proyección, este sector puede generar entre 700.000 y un millón de puestos de trabajo”, afirmó Hugo Orona, titular del sindicato.

El polo Ambiental de Bernal

El Polo Ambiental de Bernal es una iniciativa  que forma parte del proyecto de Consorcios Productivos ideada por el Gobierno Nacional con el objetivo de aumentar la producción y el trabajo que busca recuperar la basura, a través de su selección, acondicionamiento y reutilización para nuevos procesos. 

«Estamos ante la cuarta Revolución Industrial que es la de la economía circular. En la proyección, este sector puede generar entre 700.000 y un millón de puestos de trabajo»


Hugo Orona, titular de ASEOTPESARA

La intención es evitar la disposición final de pasivos ambientales, comercializar materias primas para procesarlas con valor agregado para venta y exportación, y articular a los tres sectores de la economía con la participación de pymes, cooperativas y mutuales, y el Estado. 

“Esto es como una mutual empresaria con varios actores involucrados. Decidimos empezar por el tema de la basura que es sensible, el 97 por ciento del sector está en la informalidad, todos trabajan y la mercadería se mueve en negro. Detectamos que hay un circuito armado: se lleva la basura acoplada a Uruguay, generan la materia prima ahí y después la traen importando a dólar oficial por los patrones de la responsabilidad social empresaria de producir con material reciclado. Un negocio redondo para algunos”, explicó en diálogo con ANSOL, Nicolás Sulcic, asesor de Presidencia de la Nación en INAES.  

Además, agregó que en la proyección “los pibes y pibas que hoy laburan del cartoneo en negro, se van a poder formalizar y a mediano plazo, duplicar o hasta triplicar su salario actual”. 

Por su parte, el presidente y CEO de Ambiental Recycling Group S.A, Hernán Collantes, destacó que “este proyecto lleva una inversión de varios millones de pesos, y se ampliará por la adquisición de la maquinaria necesaria. Necesitamos generar valor desde la basura y desarrollar industrias, pymes que se sumen con sus proyectos a partir de la generación de trabajo genuino, que para nosotros sólo puede venir de la inversión privada”.

«Se llevan la basura acoplada a Uruguay, generan la materia prima ahí y después la traen importando a dólar oficial para producir con material reciclado. Hay que cortar con eso»


Nicolás SULCIC, asesor de Presidencia en INAES

Por su parte, Orona de ASEOTPESARA manifestó que hay un “diálogo abierto para armar consorcios en el los 43 municipios del AMBA”, y “llevar la producción al tercer y cuarto cordón del Conurbano, hay un capital de trabajo más que interesante”. 

Consorcios y productos de la Economía Social

El Polo Ambiental de Bernal se inscribe en el marco del Programa de Productos de la Economía Social (PES), que habilitó la Resolución 1027/20 de INAES. 

Desde la organización del proyecto, destacan que existen antecedentes exitosos de programas como el Régimen de Consorcios Productivos de Servicios Rurales del Chaco y el Consorcio de Exportadores de Alimentos Elaborados y no tradicionales, todos ellos en el marco de la Ley N° 24.467, cuyo régimen impulsa los consorcios como alternativa en el ámbito de los contratos asociativos. 

La figura del Consorcio de Cooperación es parte del entramado de contratos asociativos regidos por el Código Civil y Comercial de la Nación. 

Además, se apoya la propuesta en la Resolución 317/2020 del Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible que rige lo atinente a la gestión integral de los residuos sólidos urbanos que se originen en el marco de su actividad en el territorio de la Provincia de Buenos Aires.

Permitida su reproducción total y/o parcial, citando debidamente la fuente. 

cm

Editor Ansol

Ver todos los posts

¡SUSCRIBITE A NUESTRO BOLETÍN!

¿Escuchaste el
Micro Radial
de Ansol?

Disponible en:

  • Spotify Podcasts
  • SoundCloud