El dato se desprende de un informe producido por la CEPAL que difundió el director nacional de Economía Social y Desarrollo Local, Pablo Chena, y revela la importancia de dos instrumentos para avanzar en la formalización: el RenaTep y el crédito productivo no bancario.

12 de julio de 2021, CABA (Ansol).- Cerca de siete millones y medio de personas trabajan en la economía informal según un informe de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) difundido por el director nacional de Economía Social y Desarrollo Local del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, Pablo Chena. 

El trabajo recopila datos de 2019 y concluye que ese universo representativo del 41,5 por ciento de la población ocupada en Argentina trabaja de forma no regularizada. “El informe nos permite dimensionar la relación entre la economía informal y la popular; hay que decir que el índice está cercano al promedio de América Latina que es de 46 por ciento. Sin embargo, sorprende los pocos instrumentos que tiene nuestro país para formalizar a esta economía de pequeña escala y baja productividad”, expresó Chena en diálogo con ANSOL.

Una radiografía dolorosa y sus remedios 

Según el estudio, el universo informal se divide en: empleadores de microempresas (510.000 personas), asalariados que trabajan allí (2.305.600), trabajadoras y trabajadores en empleo doméstico o amas de casa (1.249.600) y trabajadores independientes no calificados (3.203.200).

Además, el informe destaca una brecha de género marcada puesto que el 44 por ciento de las mujeres en actividad desarrolla tareas en este sector, mientras que en el caso de los hombres es el 39,4 por ciento.

Para Chena “no alcanza con las transferencias sociales  de ingresos a grupos vulnerables para disminuir los niveles de pobreza y desigualdad social que existen hoy en la Argentina. Se necesita desarrollar el RenaTep (Registro Nacional de Trabajadores de la Economía Popular) que ya llegó a 2,7 millones de personas para organizar y registrar económicamente a este sector, y luego dar crédito productivo  y acompañamiento estatal a la economía diaria de quienes intentan vivir de su trabajo. Esto nos va a permitir  reconstruir la movilidad social  ascendente para vastos sectores de nuestra población trabajadora”.

Permitida su reproducción total y/o parcial, citando debidamente la fuente.

dl

Editor Ansol

Ver todos los posts

¡SUSCRIBITE A NUESTRO BOLETÍN!

¿Escuchaste el
Micro Radial
de Ansol?

Disponible en:

  • Spotify Podcasts
  • SoundCloud