(Ansol).- Tras el llamado a la movilización por parte de la Central General de Trabajadores (CGT), convocada tras la represión a los trabajadores de Pepsico hace un mes en Vicente López, hoy desde las 15 horas las distintas organizaciones y centrales obreras estarán presentes en Plaza de Mayo, para reclamar contra las políticas económicas llevadas a cabo por el gobierno nacional, entre otros ejes.

“La movilización de hoy es contra un programa de ajuste que está instalado en Argentina, que para profundizarse tiene que ir contra la unidad de los trabajadores, y para ello tiene una estrategia con dos líneas claras: una es la estigmatización de los trabajadores de la economía popular, con un planteo represivo, para cuidar sus votos ha tenido la estrategia represiva, que hacen que las fuerzas de seguridad actúen como actuaron con Santiago Maldonado, o en la 9 de Julio por ejemplo. Y en los trabajadores que están en la formalidad, hay un avance a partir de la idea de revisar los convenios colectivos de trabajo, y cuando dicen eso, está claro que van a ir a la baja”, dijo a Ansol el presidente de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular, Esteban Gringo Castro, y señaló que “hay que fortalecer la unidad. Hay que llamar a un plan de lucha, que no sólo esté contemplado un paro, sino también profundizar los debates en la sociedad, con asambleas en los barrios, en los lugares de trabajo, para explicar bien esta situación y porqué de la necesidad de un plan de lucha”.

Los trabajadores de la economía popular, nucleados en la CTEP, Corriente Clasista y Combativa y Barrios de Pie se concentran a las 11 en las inmediaciones del Obelisco, mientras que por su parte, el Frente de Izquierda, con los trabajadores de Pepsico a la cabeza, comenzarán su movilización a las 12:30 horas en Congreso.

Por su parte, las dos facciones de la Central de Trabajadores de la Argentina, dirigidas por Hugo Yasky y Pablo Michelli, también convocaron a hacerse presentes en el acto de las 15 horas, que, según afirmaron los organizadores, no durará más de dos horas.

Sin embargo, importantes gremios de la CGT estarán ausentes, porque rechazaron participar de la movilización como los gremios de Porteros, Metalúrgicos y Comercio, mientras que también está asegurada la presencia de transporte público durante toda la jornada.

Peligros de flexibilización

Uno de los puntos en mayor discusión entre los trabajadores y el gobierno, son los planes que tiene este último de hacer grandes modificaciones en las leyes laborales, emulando al realizado en Brasil hace dos meses, y que ya dieron sus primeros pasos con los cambios en convenios colectivos de trabajo de los petroleros y jornaleros.

“Es un proceso que se está dando en Latinoamérica, e incluso en Europa a cuentagotas. Hace unos días hablé con un compañero de los Países Bajos y contó que tienen los salarios congelados hace cinco años y hay mucha informalidad. Es un proceso mundial que empuja a la flexibilización. Los trabajadores tenemos que tomar decisiones políticas al respecto. Nosotros como movimiento popular un programa basado en que todos tengan acceso al techo, la tierra y el trabajo, con dos dimensiones, una reivindicativa y otra política”, destacó Castro a esta agencia.

¡SUSCRIBITE A NUESTRO BOLETÍN!

¿Escuchaste el
Micro Radial
de Ansol?

Disponible en:

  • Spotify Podcasts
  • SoundCloud