(Ansol).- Los movimientos populares movilizan a la secretaría de Energía y a las empresas Edesur y Edenor por tarifas justas, contra el pacto con el FMI y contra el hambre.

Este reclamo es el tercer punto del plan de lucha definido el 5 de septiembre pasado en una asamblea en la sede de la CTEP.

El 6 fueron a todos los Anses; el 12 denunciaron el hambre con ollas populares; la última medida será plegarse al paro activo el 24 y 25 de este mes.

Tarifazos antiproductivos

La situación de las cooperativas de trabajo productivas es asfixiante ya que deben pagar, diez veces más que hace dos años, lo que se imprime en facturas de entre 50 mil y un millón de pesos, según el rubro.

Aunque actualmente no está habiendo cortes de luz ni de gas a recuperadas, la amenaza está siempre latente y la posibilidad de pagar las deudas es cada vez menor debido al achicamiento del mercado interno, los altos costos por el impacto del dólar y la competencia con productos importados.

En la Ciudad, los movimientos populares confluirán en la secretaría de Energía para reclamar por tarifa social para todos los barrios incluidos en el Relevamiento Nacional de Barrios Populares y para las trabajadoras y los trabajadores de la Economía Popular; quita de intereses y punitorios de la deuda acumulada y subsidio del 50 por ciento para fábricas recuperadas, clubes, sociedades de fomento  cooperativas; aumento del límite de consumo para la tarifa social; garrafa social en todo el país; y ni un solo corte de servicio más.

En Avellaneda confluirán organizaciones de este partido con otras del barrio porteño de La Boca, como las cooperativas UST, Mercado Unidad Popular, Covilpi, FM Riachuelo, Movimiento Misioneros de Francisco, la CTA de los Trabajadores, la Corriente Clasista y Combativa y la CTEP.

En San Martín, las recuperadas adhieren a las movilizaciones a Edenor y un grupo irá a La Plata para tener reuniones con legisladores y Defensoría para avanzar en proyectos de ley de Emergencia en empresas recuperadas por los trabajadores, tarifa diferencial en servicios, expropiaciones, presupuesto y marco.

Gisela Bustos, abogada de cooperativas autogestionadas como la 19 de Diciembre y Unidad por el Calzado, explicó cuáles son las razones que encuentran para que las boletas de electricidad y gas les lleguen con costos diferenciales y cómo fue el trato del Estado hacia ellos cuando fueron en busca de diálogo: “Las tarifas llevan al cierre de empresas recuperadas, porque se combina con el conflicto económico: hay fábricas que no están trabajando. Se puede mantener unos días o semanas con la mejor predisposición de los compañeros, pero después no queda otra que cerrar”.

“Deben tener en cuenta todo lo que hacemos por la inserción social: el sostenimiento de las fuentes de trabajo, la autogestión, los espacios abiertos a la comunidad como escuelas, bachilleratos, radios, bibliotecas, centros culturales, canales de televisión que tenemos las fábricas recuperadas”, ejemplificó la abogada y apuntó a las empresas distribuidoras de energía: “Creo que pueden hacerse cargo de esta diferencia, que no puede caer en los hombros de los trabajadores”.

Sin diálogo

El mes pasado, el Movimiento de Empresas Recuperadas, Fedecaba, la Red Gráfica Cooperativa, la Federación Gráfica Bonaerense, el sindicato de Curtidores, entre otras organizaciones y personalidades, habían permanecido en el hall del Ministerio de Energía exigiendo una reunión para dialogar en torno a la diferenciación de tarifas, pero no fueron atendidos por nadie de la cartera.

Más reclamos

Simultáneamente, hoy mañana y pasado mañana, en la Plaza de Mayo, trabajadores de la tierra entregan verdura a 10 pesos: el kilo de lechuga, el atado de acelga, el kilo de morrón y el atado de rúcula.

Quieren hacer saber que, por ejemplo, por kilo de lechuga ellos reciben dos pesos; por atado de acelga, tres.

Así, denuncian la falta de políticas públicas que los protejan, tales como los aumentos de combustibles, tarifas; la ausencia de un ministerio de agricultura; la no existencia de una ley de Tierras.

La recuperada gráfica Madygraf realizará un festival para costear el millón de pesos que debe pagar de electricidad cada mes y denunciar esta política económica que atenta contra la producción.

Detenciones a trabajadores de la economía popular y referentes

En medio de este plan de lucha, el referente de la CTEP, Juan Grabois, anoche fue demorado junto a vendedores ambulantes y referentes de la Confederación tras reclamar por la liberación de trabajadores senegaleses que se negaron a pagarle coimas a la Policía de la Ciudad.

Rafael Klejzer, secretario General de la CTEP Capital, Jacqueline Flores, Alejandro Valiente, Sergio Sánchez y Diego Mendieta fueron detenidos junto a Grabois por defender a tres trabajadores senegaleses demorados por atentado y resistencia a la autoridad.

Desde la organización dejaron entrever que efectivo sde la Policía de la Ciudad les habían pedido coimas.

Asimismo, Oscar Guaraz, dirigente de Vendedores Libres de la CTA de los Trabajadores viene denunciando que esas coimas, robos y detenciones por parte de fuerzas de seguridad son recurrentes en Once, Flores y Constitución.

anslbma23

View all posts

¡Seguinos!

Agencia de Noticias Solidarias